Habían tantos deseos esperando cobrar vida, como vida en cada deseo que llevaron mis poesías.



Esencia

ESCUCHA CONMIGO...

Por tí
traspaso la frontera
del desnudo,
me bajo del mundo
y suelto las riendas,
para que sean mis poemas
los que respiren por mí,
sin dejar de asistir
donde tu sentir me sea.

Esencia

martes, 14 de diciembre de 2010

CUANDO MI PIEL VIVIA


Cuando mi piel vivía se rendía en brazos de tu fiebre,
ilusión orfebre que adulteraban mis fantasías,
trazos de dulce algarabía recorriéndome pendientes
de no dejar silentes los espasmos del alma mía.

Cuando mi piel vivía en el hábitat de tus deseos,
eran tan fuego mis besos que tu boca se consumía
en el diámetro de la mía donde volábamos tan lejos
que recorríamos el cielo de la eufórica caricia.

Cuando mi piel vivía la vestían tus juegos,
lenguas sin silencio jadeando a voluntad
para colmarme de sal mis mares internos
y rendirnos prisioneros para volver a empezar.

Cuando mi piel vivía no conoció más dialecto
que el furor de tu respeto y la paz de sus trotes,
el temblor acorde al intenso sentimiento,
el volcán de tus versos suspirando mi nombre.

Esencia