Habían tantos deseos esperando cobrar vida, como vida en cada deseo que llevaron mis poesías.



Esencia

ESCUCHA CONMIGO...

Por tí
traspaso la frontera
del desnudo,
me bajo del mundo
y suelto las riendas,
para que sean mis poemas
los que respiren por mí,
sin dejar de asistir
donde tu sentir me sea.

Esencia

domingo, 28 de agosto de 2011

MAS ADENTRO






Que el beso más sencillo sea quien nos complete,
que conversen nuestros sentidos en la siesta
y la mesa quede puesta cuando el amor nos lleve
hacia el cráter de la fiebre que nos encienda.

Que el pasaje de las sensaciones nos convoque
a viajar sin orden por las sendas de la piel,
que el anochecer suelte sus palpitaciones
por todas las habitaciones de nuestro querer.

Que el aire no proyecte más que faltarnos
al amarnos descosidos de tiempo y lugar,
que se apunte a jugar en nuestras manos
hasta llevarnos donde no nos quepa más.

Que las prisas nos detengan a contemplarnos,
que sepamos absorvernos a sorbos lentos,
que mi cuerpo se haga agua entre tus labios
y el milagro se expanda más adentro.

Esencia.

domingo, 21 de agosto de 2011

ME GUSTA SENTIR








Sentir la marejada de mi sangre,
descarnarse el pudor de mi piel,
libar la fe que profesa tu corazón
y oir la voz de tu deseo al raptarme.


Sentir el verso recitado por tus manos,
lo íntimo del te amo que los ojos desnudan,
la dulzura que la inquietud exporta
y la soga de sentir la caricia de tu lluvia.


Sentir el beso que llama las llamas,
sucedernos en la clara caricia del amor,
huir del adiós cuando amanece el alba
dibujar la almohada con nuestro tú y yo.


Sentir que sientes tanto como lates,
saber instalarme en todos tus rincones,
acertar con los aguijones de mi boca
cuan de tu alma brota y para mí lo mandes.


Esencia

martes, 16 de agosto de 2011

LA VID DE TUS VENAS








No dejes quieta la inquietud de pronunciarme,
vuelca la sangre en el vuelco de mi alma,
sube mi falda con el fuego de tu hambre
y al susurrarme, que la pasión nos arda.

No esperes que la espera sufra desespero,
pellizcame muy lento con la saliva de tu boca,
arráncale las hojas al libro que no entendemos
para saciar el sabernos con el verso que provoca.

No cierres los ojos de la vid de tus venas,
deslízate y que sea el amor quien se exprese
mordisqueando mi fiebre que por ti se enferma
deseando tu esperma sea quien la sede.

No encarceles los pinceles de mi deseo
dales el vuelo que tus manos custodian
desrizando la memoria para peinarla de nuevo
con el alma en fuego y la lengua en gloria.

No permitas permisos ni promesas adelantadas,
démosle alas a la improvisada aventura,
deslízame la luna cuando la cremallera baja
y la libido nos haga sobrepasar su altura.

Esencia.

miércoles, 10 de agosto de 2011

ERUPCIONANDO EL MILAGRO






Con el deseo atado al alma
abren las ganas su pubis en flor,
brasa de sol el rojo en venas
que a ti me lleva con su ciclón.

Más allá de la piel, destrona la tormenta,
trepando por las piernas de lo intenso,
fraguando en el exceso donde abrevan
embriagadas las entregas trenzadas al verbo.

Untada con el reptar de tus caricias,
las prisas retienen la sangre de su impulso
y el agua deja su surco surcar las comicias
donde cómplices y benditas nos hacen uno.

Mi todo contigo coincide y viceversa,
la fiebre trepa para elevarnos a los cielos
de los puntos extremos de saciedad extrema
copulando la ópera de gemirnos al sucedernos.

Oran subcutáneas las fiebres erectas,
arqueando las estrellas del cielo conquistado,
manantial salado, roedor que inquieta
la ducha se incendia erupcionado el milagro.

Esencia.